Blog de invitados: Compartiendo mi historia de Vivir con Lupus

La siguiente publicación fue aportada por la defensora de pacientes Shanelle Gabriel.

Parece que como cantante, poeta y consultora de arte, mi vida ha girado cada vez más en torno a la defensa del lupus. Supongo que ya que estoy acostumbrado a contar mi todo personal & negocios románticos en escenarios nacionales e internacionales, así como en televisión y radio a través de mi arte, solo tiene sentido para mí hablar sobre mi batalla con esta enfermedad autoinmune. A veces me miro al espejo y pienso, » Chico, seguro que sé cómo hacer que algo tan malo se vea tan bueno.»

El pasado mes de julio cumplí 10 años desde que me diagnosticaron lupus eritematoso sistemático. También marcó mi cumpleaños número 30 (me veo fabulosa; no hay razón para ocultar mi edad). Al reflexionar sobre los últimos 10 años, me siento como una persona completamente diferente. Era mi segundo año en el Colegio Utica de la Universidad de Syracuse, y estaba en una onda. Acababa de salir de una relación apestosa, estaba disfrutando de mi nuevo yo solo, súper activo en mi campus universitario, y era la primera persona en entrar y la última en salir de la pista de baile en las fiestas universitarias locales. También fue mi primera vez en la Lista de Decanos (sí, los académicos también estaban en el punto. Logré mucho while todo mientras me tomaba días completos para recuperarme de largas noches, cojeaba para ir a clase, luchaba constantemente para calentar mis dedos de manos y pies, y luchaba para ignorar el dolor constante que nunca hubiera imaginado que eran síntomas de algo más grande. Estaba demasiado ocupado para estar enfermo. Como comparte mi poema, «Vanidad», no fue hasta que el Lupus golpeó mi apariencia exterior, mi cabello, que tomé acción. Tuve que reducir la velocidad, hacerme una prioridad y hacer de mi salud una prioridad.

El lupus afecta a más de 1,5 millones de estadounidenses cada año. Cada año, más de 50 millones de estadounidenses con enfermedades autoinmunes luchan por vivir sus vidas de la manera que quieren. Luchan por realizar tareas simples como bailar, usar esos tacones de aguja sexy para salir por la noche, pasar tiempo con la familia sin la fatiga, no usar todos sus días personales para visitas al médico y poder hacer planes sin que la enfermedad los cancele. He luchado contra pericarditis, embolias pulmonares, daño nervioso y más en los 10 años que he luchado contra el Lupus. Me alegra compartir mi historia, contar todo lo que hago, si significa que alguien sabe que no está solo en la lucha. Agradezco a la ACR por permitirme compartir mi historia y mi arte en este mini-documental. Brindemos por más de 10 años more o por encontrar la cura antes de eso.

Ver Vivir con Lupus

Posted on

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.